Inicio Ambiente Desde SOS Hábitat cuestionan quema de hojas y malas costumbres vecinales

Desde SOS Hábitat cuestionan quema de hojas y malas costumbres vecinales

“Las hojas caen, la cuarentena continúa, y nosotros queremos acercarles compañía y empatía”, afirman desde la Asociación Civil SOS Hábitat y cuestionan las quemas de hojas que se dan en la ciudad, basadas en malas costumbres vecinales.

“Como Asociación de Mercedes nos preocupa la situación que se repite todos los años en esta época, al aumentar los olores a quemado y el humo tóxico. Muchos de nosotros vivimos con eso todos los días, perjudicando nuestra salud”, indican.

“Es por eso que nos comunicamos con algunos vecinos de diferentes zonas del partido para que puedan participar en esta iniciativa y sus voces nos ayuden a recordar algunas costumbres y reflexionar sobre ellas”, dicen.

Algunas anécdotas y costumbres mercedinas que destacan son:

– “Mi abuela juntaba hojas y las enterraba, abono para la tierra”

– “Mi papá hacia huerta (hojas y cáscaras de frutas las usaba como abono)”

– “Cuando era chica en las casas de mis padres teníamos un gallinero donde tirábamos los restos de comida, y el resto de la basura se embolsaba y pasaba un carro que las recolectaba”

– “No las junto ni quemo porque vivo en calle de tierra. En el asfalto es distinto”

– Utilizan leña para calefaccionar sus casas en época de invierno con salamandras y estufas en zonas rurales ya que no cuentan con el suministro de gas.

– “Cuando se hizo el asfalto comenzó a pasar el camión de la basura y nosotros salíamos a la noche a colocar la bolsa en el canasto”

– “En las calles hoy la gente quema, pero en mi casa no se hacía ni se hace: yo tiro lo orgánico en un tacho que tengo en el patio y hago abono, y las hojas decoran mi fondo”

– “En mi barrio son adictos a la quema (hojas, pasto recién cortado, basura, todo…)”

– “No me molestan las hojas, las embolso porque si llueve tapan desagües y bocas de tormenta”

– “También recuerdo que ciertos días pasaba la barredora y limpiaba el cordón del asfalto llevándose hojas, y los vecinos salían con una escoba y una pala para mantener la cuadra limpia”

– “Un día era impresionante el humo que había y me tuve que ir de urgencia a que me pongan oxigeno porque no podía respirar”

– “Mi papá decía que contaminaba el medio ambiente y ayudaba al calentamiento global, eso nos enseñó”

– “Mezclo las hojas con la tierra para las macetas”

“Durante años vamos observando que la quema de residuos y hojas  – ramas en épocas de otoño y en otras épocas del año es algo regular en ciertas zonas. Los pobladoras de diferentes ciudades y más aún zonas rurales por costumbre tiendan a amontonar ramas y hojas y prenderlas fuego. Paro se sigue haciendo también «quema de basura» de todo tipo (cartón, latas, aerosoles, neumáticos y hasta ropa que ya no usan) provocando más olores que penetran en las casas de los vecinos y contaminando el aire, el suelo y al agua”, objetan, por su parte, los integrantes de SOS Habitat.

“Hoy en día las poblaciones han aumentado y salvo en zonas muy aisladas donde habitan una o dos familias, llevar a cabo esto es perjudicial a la salud observándose muchos problemas respiratorios”, completan desde SOS Habitat.

Dejá un comentario