Inicio Regionales Advierten que arenas del fracking son riesgosas para la salud

Advierten que arenas del fracking son riesgosas para la salud

Las arenas de sílice acopiadas en el centro de transferencias ubicado en inmediaciones de la Universidad Nacional de Luján (UNLu) y transportadas luego por Ferro Expreso Pampeano hacia el yacimiento de Vaca Muerta representan un riesgo para la salud.

Se trata de “un insumo fundamental para la extracción de hidrocarburos mediante la técnica del fracking, ya que permite que las fracturas realizadas no se cierren por las presiones subterráneas”, explica el informe “Externalidades del megaproyecto Vaca Muerta” de la organización Enlaces por la Justicia Socio Energética y Ambiental (EJES).

“La arena de sílice es uno de los principales componentes usados con ese objetivo y es causante de una enfermedad pulmonar llamada silicosis”, advierte EJES en el informe publicado en 2017, que refiere también las críticas desde el movimiento socioambiental.

“Los antecedentes y estudios científicos que provienen de Norteamérica son taxativos en cuanto a la peligrosidad de las arenas de sílice en términos de salud laboral y en torno a quienes residen en las inmediaciones de los lugares donde se alojan estas arenas”, expresa.

“Como señala el compendio de investigaciones científicas realizado por el Concerned Health Professionals of New York y Physicians for Social Responsibility, las familias que viven cerca de donde se extrae arena industrial informaron que su salud se ha visto comprometida”, indica.

El paso de los cargueros que transportan la arena en tolvas sin cobertor ya provocan alerta en militantes ambientalistas del oeste de la Provincia de Buenos Aires. También llama la atención en Luján que el “centro de transferencia” haya sido instalado en una zona urbana.

Pese a la volatilidad de la arena de sílice, y del riesgo para la salud que supone inhalarla, en el cruce de la Ruta 5 y las vías se levantan inmensas montañas descargadas de camiones, que luego son vertidas en los trenes. Todo a pocos metros de las viviendas de los vecinos de la calle Las Heras, para quienes sólo se dispuso la protección de una lona verde contra el alambrado.

“Hoy respirar puede ser mortal para quienes viven en la ruta de la arena y quienes trabajan en las plantas de tratamiento”, advierte EJES y puntualiza que cada pozo de fracking utiliza 1500 toneladas de arena.

El acopio y traslado de arena desde Luján provocó también el deterioro de las vías del Ferrocarril Sarmiento entre Luján y Mercedes, lo que derivó esta semana en graves trastornos en el servicio, con múltiples demoras y cancelaciones.

Las vicisitudes y ambivalencias del fracking

Comentar

Haga su comentario
Por favor entre su nombre aquí: