Inicio Emprendimientos Limpieza de final de obra… ¿cómo realizarla adecuadamente?

Limpieza de final de obra… ¿cómo realizarla adecuadamente?

Remodelar la casa o alguna de sus habitaciones resulta algo muy emocionante, pero, se debe tener en cuenta que al finalizar la construcción se deberá limpiar y recoger todos los escombros que han quedado. Ni hablar si, en lugar de una remodelación, estamos hablando de una construcción desde cero. Cualquiera sea el caso, lo ideal para este paso final, es llamar a una Empresa de Limpieza que te facilite el trabajo y, además, que lo haga adecuadamente.

Aun así, a continuación te daremos algunos tips para limpiar adecuadamente luego de que los obreros se vayan.

Tips para completar la limpieza luego de una obra

Como hemos mencionado, creemos que lo mejor es dejar esta limpieza en manos de profesionales. Pero, al finalizar tu reforma hay una serie de trucos y tips que te pueden ayudar:

  • Limpieza de los objetos y adornos: luego de eliminar la suciedad y los escombros, podés comenzar a limpiar todos los objetos del hogar. Seguramente al momento de la obra los cubriste con un plástico, pero con seguridad han de haber acumulado polvo y suciedad. Te recomendamos limpiar cada objeto con un trapo sumergido en agua y detergente, lo que aplica ya sea a las ventanas, a algunos adornos, a aparatos electrónicos o lo que sea que tengas.
  • Limpieza de techos y paredes: este es un paso muy importante luego de la finalización de la obra. Para limpiar tus techos o paredes lo que tenés que usar es una mopa y fregar en la esquina entre la pared y el techo. Para continuar limpiando no te olvides de ir enjuagando la mopa.
  • Es importante eliminar el polvo, para ello primero abrí la ventana de alguna habitación y colocá un ventilador que apunte hacia el exterior para que de esta forma vaya expulsando las partículas de polvo acumuladas en el aire.
  • Manchas en el piso: en el caso de que hayan quedado manchones en el piso lo que podés hacer es empapar un trapo en agua oxigenada o gaseosa (funciona muy bien) e irlo pasando por toda la superficie que se ha ensuciado.
  • Para las manchas de barniz o de pintura: son muy útiles los esmaltes de uñas con acetona. Es muy sencillo de limpiar, solo tenés que mojar la mancha de barniz o de pintura con el esmalte y rasparla con alguna espátula o cuchillo redondo hasta que vaya aflojando.
  • Para las manchas de barro o de cemento, te recomendamos que primero mojes un trapo con un producto que sea desincrustante y luego que lo pases en toda el área manchada. Con ayuda de la espátula podés terminar de retirar la suciedad.

Al finalizar la limpieza de toda tu vivienda, lo ideal es pasar una aspiradora para eliminar cualquier suciedad del piso que pueda haber quedado dando vuelta. Logrando de esta manera que tu hogar quede impecable.

Esperamos que te sirvan estos trucos y recordá que la Limpieza Final de Obra es un paso muy importante que se debe realizar adecuadamente.

 

Dejá un comentario