Inicio Emprendimientos Las dudas más frecuentes sobre la constancia de CUIL

Las dudas más frecuentes sobre la constancia de CUIL

CUIL o Código Único de Identificación Laboral, es el número que se otorga a cada trabajador en el momento en que comienza por primera vez un trabajo por cuenta ajena. Es decir, una clave única e intransferible que acompaña a los trabajadores durante toda su vida laboral. 

¿Qué es y para qué sirve la constancia de CUIL?

Básicamente es un número compuesto por dígitos numéricos, como si de un documento nacional de identidad se tratase, pero para el ámbito laboral. Por lo tanto, la constancia de CUIL es personal, y lo vas a necesitar una vez comiences a trabajar por cuenta de un empleador. 

Te va ser de utilidad cuando comiences un nuevo trabajo, así como para hacer trámites bancarios y financieros, como puede ser solicitar un crédito, así como para comprar un vehículo, una vivienda o incluso para cobrar las prestaciones de la Administración Nacional de la Seguridad Social de Argentina. 

Es necesario que tengas claro que te la podrán solicitar para multitud de trámites, por lo que tener claro cómo se accede a ella es siempre necesario, para poder darte de alta al inicio de la actividad laboral, para solicitar préstamos, o incluso para hacer cambios de obra social. 

¿La CUIT es lo mismo que la CUIL?

Podría serte de ayuda que conozcas la diferencia entre la CUIL y la CUIT, ya que hay diferencias claras entre estos dos documentos, porque son dos cuestiones diferentes y no se utilizan para lo mismo. 

La CUIL, como estás viendo, es una clave única de identificación laboral, un documento individual usado por los empresarios para poder retener los impuestos relativos a la renta y así dejar constancia y tenerte como trabajador dado de alta.

Ahora bien, la CUIT es una clave también única, pero en este caso de identificación tributaria. En otras palabras, se utilizada por el sistema del área tributaria de Argentina, para así tener identificadas tanto a las personas físicas, como jurídicas. Igualmente podrás solicitar este número a través de Internet si es necesario, como ocurre con la constancia de CUIL. 

¿Cómo podrás obtenerla? Internet es la clave

La tecnología ha llegado a la administración pública, por lo que podrás tener muchas facilidades para poder solicitar tu CUIL de forma rápida, aunque se pueden presentar algunos inconvenientes que son fácilmente solventables.

Puede ocurrir que no logres obtenerla, pero no deberás preocuparte, ya que podrás solicitar la ayuda de los servicios de ANSES para que te ayuden en todos tus trámites virtuales, y así solucionar cualquier injerencia que estés teniendo. En la propia página web podrás tener acceso a un número para pedir cita, personarte en las oficinas o solicitar ayuda virtual.

Básicamente, en la actualidad no se requiere ninguna firma ni autenticación con sello por parte de ningún agente para que puedas obtener su validez. Esto es interesante tenerlo en cuenta, porque aportará una mayor inmediatez sin cargas burocráticas.

Ahora es muy simple poder tener acceso a tu constancia de CUIL en cualquier momento y sencillamente accediendo a tu cuenta, poniendo tus datos personales y ahí tendrás acceso. De hecho, una vez introduzcas tus datos, ya no necesitarás volverlos a introducir, porque quedarán guardados. 

Su solicitud es gratuita y cien por cien digital, bastará con acceder a la web oficial de “Mi Argentina” y necesitarás conocer los datos de tu DNI para así tener acceso. Es decir, completarás un formulario con todos tus datos personales, y así te darán acceso a tu constancia de CUIL, para que puedas imprimirla o sencillamente tomar nota de los datos ahí expuestos. 

Con esto conseguirás la constancia de CUIL, para así tener un documento que certifique la validez de tu CUIL, y así poder presentarla ante los diferentes organismos, tanto públicos como privados, con el fin de completar cualquier trámite. 

Como puedes ver, con un sencillo trámite a través de Internet, podrás tener toda tu documentación para poder realizar todos los trámites que necesites o cualquier otra cuestión por la que requieras la constancia de CUIL.

Dejá un comentario