Inicio Seguridad Prisión perpetua: nueva condena para el represor mercedino Raúl Guglielminetti

Prisión perpetua: nueva condena para el represor mercedino Raúl Guglielminetti

Foto: H.I.J.O.S. Capital

El mercedino Raúl Antonio Guglielminetti fue sentenciado el lunes 16 a prisión perpetua como coautor de cuatro homicidios, por el Tribunal Oral en lo Criminal Federal 6 de Buenos Aires en el marco de dos causas por delitos de lesa humanidad.

El ex agente de inteligencia, quien permanece encarcelado desde 2006 cuando fue detenido en esta ciudad, recibió en esta causa la pena más alta ya que sus crímenes se vieron agravados “por alevosía y haberse cometido con concurso premeditado de dos o más personas».

La sentencia hace referencia a delitos cometidos por integrantes de la Superintendencia de Seguridad Federal, en dos de los centros clandestinos de detención (Coordinación Federal y Azopardo) en los que permanecieron secuestradas miles de personas durante la dictadura cívico militar, informó la agencia española EFE.

Guglielminetti, represor que actuó bajo el alias “Mayor Guastavino”, ya había sido condenado en diciembre de 2010 a 25 años de prisión por su actuación en los centros clandestinos de detención y exterminio del circuito ABO (Club Atlético, Banco y Olimpo).

Entre los hechos que fueron juzgados en esa causa se encuentra la muerte de Lucila Adela Révora, madre del actual ministro del Interior, el mercedino Eduardo “Wado” De Pedro, ocurrida el 11 de octubre de 1978, en una vivienda del barrio de Floresta.

En septiembre de 2016, Guglielminetti también recibió una condena de ocho años de prisión por su participación en delitos aberrantes en el centro de detención “La Escuelita”, ubicado en la provincia de Neuquén.

En enero de 2017 la Justicia le había negado el arresto domiciliario que había solicitado su defensa por su avanzada edad y por la supuesta necesidad de cuidar a tres nietos adolescentes. En marzo de 2018 su nombre figuró en un listado de represores que podrían obtener la prisión domiciliaria, pero esto no se concretó.

Dejá un comentario