Inicio Politica Pablo Demarco: «La grieta es entre los trabajadores y el capital»

Pablo Demarco: «La grieta es entre los trabajadores y el capital»

Pablo Demarco, del Frente de Izquierda, lamentó –desde su lugar como candidato a concejal por Mercedes– que la elección local se haya polarizado tanto entre las fuerzas mayoritarias.

Sin embargo en esta nueva elección sus expectativas, dijo, son buenas: “Hemos visto a la izquierda y a esta unidad que construimos creciendo en las provincias y en Buenos Aires en el marco de una enorme crisis potenciada por la pandemia, que empieza a volcar a sectores que luchan hacia el voto, y esperamos una buena elección. Estamos por una tercera banca de diputados y esperando más en el interior. Esto servirá para reforzar un mandato de lucha que tiene como expresión el no acuerdo con los organismos internacionales”, indicó el candidato del FIT.

“Durante años todos nos criticaban por hablar sobre la deuda externa y el FMI, y ahora tuvieron que hablar todos de eso. La izquierda logró colocar la idea de que el desarrollo del país debe ser independiente de estos organismos internacionales”, valoró luego en su razonamiento.

«Durante años todos nos criticaban por hablar sobre la deuda externa y el FMI, y ahora tuvieron que hablar todos de eso»

Además se refirió a la “derechización” de las fuerza políticas emergentes, mientras que la izquierda se unificó a nivel regional: “La izquierda en Areco ha tenido casi un 10 por ciento y esperamos al igual que aquí una buena elección con orientación de lucha”, expresó.

Dijo que la ve polarizada a la elección local. “Mercedes tiene el dato de color de que después de las PASO se refuerza una polarización, una lucha entre dos facciones mayoritarias que coinciden en la defensa de los intereses económicos que van a contrapelo de los trabajadores. La grieta es entre los trabajadores y el capital”, sostuvo Demarco.

“La izquierda hizo un enorme esfuerzo por tratar de elevar el debate político y lo hemos demostrado en el programa que hemos construido, con la necesidad de que haya una política para recuperar el Cardiovascular, planteamos una política de expropiación para ponerlo al servicio de los trabajadores en el marco de la pandemia”, indicó y lo mismo dijo plantearon para Magromer “al servicio y con control obrero”.

“Defendemos la libertad de los trabajadores de tener su trabajo y desarrollarse independientemente. Elevamos el debate desde la izquierda”, sentenció y remarcó la “prolijidad” con que se llevaban adelante los comicios. “Es la elección más prolija que se recuerda”, opinó en la Escuela 3, tras votar ese domingo.

Dejá un comentario